Medio Ironman 2008

Abril 2, 2013
Publicado en Aprendizaje, Autosuperación, Bienestar, General

23/11/2008

Me levanté a las 9:15 del Domingo. Lo primero que pensé fue:”No puedo creer que tengo que laburar…”. NO!
Es Domingo, hoy tengo otro temita…
Desayuné, seleccioné ropa y distribuí geles, barras y membrillo en la bicicleta y ropa de running.
Dejé todo listo para hacer la primera transición en mi casa.

Hoy supuestamente, corría en Gesell un Medio Ironman. Después de mucho pensar y vivir el casorio de la popa y agus, determiné que mi compromiso (allá por el 2006), fue correr al menos uno por año. Este año había pasado con otros objetivos y focos, y las últimas oportunidades se iban esta semana.
Decidí disfrutar del casorio sin el stress que significaba viajar después del mismo.
Bolso, ropa, y toda la previa y post.
Decidí correr mi propia carrera acá.

Agarré el auto y me fui a CUBA a nadar. Prendí el reloj e hice las 100 piletas, 45´.
Me duché, agarré la ropa y me fui para casa, compré unos gatorades y luego de 21´, estaba saliendo con mi bici a conseguir 90k. Me fui por el camino mas largo que pudiera hacer hasta Nordelta y luego de 3 horas12´completé esta etapa.
El calor que hacía, era terrible, el sol pegaba y mucho, pero estaba muy positivo. Llegué a pensar que lo estaba haciendo mal, porque no podés hacer un 1/2 IM y no sufrir ni un poquito.
En la bici iba bien, pero no sentía cansancio. Le daba y le daba, comiendo cada 35´ y tomando de mis caramañolas.
Iba a correr con música, pero en la carrera no se puede. Por lo que no la llevé y dejé que mi mente me diera letra.
Recordé cuando Mariano el día anterior me felicitó por mi voluntad. Reconozco que la tengo, pero en este caso me di cuenta que correr al menos uno por año, no tiene que ver con mi voluntad. Sino por un estilo de vida. Un estilo de vida que elijo y saca lo mejor de mi. Volví a recordar a lili, que siempre la tengo presente, y me reí, por aquella vez que fui a visitarla y le dije: “Hoy solo vengo a negociar el vino”, su contestación fue simple. Claro que podés tomar, el ser humano es un ser sociable y vos tenés que tener vida social. Podés tomar vino, pero con criterio. Recomendación que supe pasar a Fernet con Coca Light.
Pensé en el casamiento del Viernes y lo bien que la pasamos. Pensé en que regalarles. Pensé en el próximo viaje. En mis vacaciones, en fin de año. Que tengo que hacerme el hábito de escribir y desarrollar esas ideas. Pensé en el mail que le tengo que mandar a lucho para que me de cosas suyas y no pensar tanto en mis cosas. Están bien.
Hago el deporte que quiero. Lo comparto con gente que vale oro, estoy contento con mi flia. Me gusta mi trabajo, mis amigos son unos genios. Y ya debían ir 2 horas 20´.
Recordé que esta semana llegaba la donación a Vyace y me imaginé lo bien que le va a hacer a esa gente. Me crucé a un ciclista con la remera 30 del Tetra de Chapelco y me acordé de lo bien que la pasamos. Empecé a pensar en mis objetivos 2009. Corro el Ironman de vuelta? Tengo ganas de hacer teatro, tengo ganas de tocar un instrumento, tengo ganas de viajar. Me parece que no. Ya va a haber tiempo para correrlo de vuelta, quien sabe si el año que viene se hace el tiempo. Las ganas están. Objetivos: ½ IM de Mar del plata en Marzo, y el Tetra en Agosto y tal vez en algún momento una carrera afuera. Después alguna otra para entrenar.
Mis objetivos deportivos ya están, a pensar en el resto.
Que bien me siento! Que poco me está costando…lo único que me molestaba un poco era tragar. Me había levantado con una molestia en la garganta, pero no complicaba las cosas.
Una vez a la ida y 2 a la vuelta tuve que parar a llenar las caramañolas. La comida alcanzó perfecto y llegué a CUBA Palermo. Dejé la bici, fui al gimnasio, me cambié y salí.
Me quedaban solo 21k. Había calculado 2 horas para terminar esta carrera. Que buen día!
Comí un gel y me hidraté. Tenía ganas de irme para Carrefour Vicente Lopez, llegar a Olivos y volver. Cuando pasé en la bici, vi que cerca del Monumental, se reunía mucha gente de River, por el partido, por lo que decidí obviar ese trayecto.
El sol pegaba muy fuerte. Muy. Me imaginaba pasando por una ducha y cuando me daba cuenta el sol me iluminaba una vez mas.
Me daba cuenta que cuanto me costaba tragar.
Llegué a pensar, y si hace tanto calor que me desmayo? Sonreí, estaba corriendo la carrera que quería. Se había pasado el momento de armonía y sabía que iba a venir lo mas interesante de la mente. El boicot. Llamemoslo calor, poco agua, suficiente comida?, pareciera que la que corre es la cabeza y no el cuerpo. Y es así.
Mi cabeza (como ente unitario), es un poco vaga. Me muestra los dolores que tengo en el cuerpo, me muestra todas las cosas que podría estar haciendo, que me gustan y que no requieren esfuerzo. Me recuerda lo que no tendría que haber comido ni tomado. Te recuerda esa charla con nico. Y ahí viene la frase de Martín Sturla: “Es imposible evaluar la fuerza que tenemos, sin medir el tamaño del obstáculo que necesitamos vencer. Ni el valor de una acción, sin saber el sacrificio que tenemos que afrontar”.
Esta semana se la mandé a Ro y me quedó en la cabeza para refrescarme mi “porque”.
Este invento que corrí, reafrirma que yo me ocupo de mis “como”.
Elegí correr por Palermo, buscando toda la sombra posible.. Miro el reloj, 35´. Uhhhh que largo que va a ser esto. Que lindo es cuando en una carrera la gente te alienta. Te saca fuerzas de donde no las tenés. Tuve que parar a comprar agua, porque mis caramañolas no alcanzaban. En los Tria largos, se piensa mucho mas que en el Tetra. En éste, si te equivocás, te caés. En el Tria, las distancias largas hacen que la cabeza tenga mas tiempo. Emepecé a hacer vueltas mas largas para no pasar tantas veces por el mismo lugar.
Me costaba tragar gatorade y gel. Tragaba y me dolía.
Pienso en como cuestan los últimos 15´ cuando salís a correr, solamente. El día de hoy era largo, pero ya lo sentía en el boca. Mañana tengo masajes. Que bueno.
Decido terminar la vuelta en Palermo y encarar para el Rosedal. Hubo momentos en los que hubiera preferido tener rueditas. Como me costaba levantar los pies!
Encaro para el Rosedal y le doy toda una vuelta, salgo y encaro para CUBA. Como necesitaba una coca con mucho azúcar! Llegué! 2 horas 5´. Que buena onda.
Me compré una coca y me fui a elongar al pasto. Objetivo cumplido.
Me bañé y me volví a casa en bici.

“La acción es desarrollo, luego las cosas ocurren de repente. El crecimiento ha sido largo pero el desprendimiento es un instante. Así los procesos, incuban el acto futuro.”

Feliz de vivir así, viví un momento de desprendimiento, de un proceso que me hace ser quien soy. El valor hay que verlo en el camino, no en el final.

Comentarios